The Soundtrack Engine

Seguro que tienes algo mejor que hacer...

sábado, 22 de diciembre de 2007

Pausa navideña


Ayer veintiuno, viernes,
dimos el punto y final
a este año laboral
que llevábamos en ciernes.


La mañana se esperaba
ciertamente angustiosa,
ya que aun nos quedaba
mucho por finalizar.
Como quien no quiere la cosa
el trabajo se sacaba,
eso sí, cosa horrorosa
el a tiempo terminar.

Acabamos quince informes

anexos a un plan de acciones
de dimensiones enormes
y complicadas misiones.
No obstante, lo acabamos
y antes de acabar el plazo
lo sacamos de un plumazo,
y
ahora sí, descansamos.
Y a medida que avanzaba
la mañana vespertina
llega una visión divina
que un compañero llevaba.
Y es que un buen colega
cumplió con la tradición
y sacó de una bodega
un frasco de Möet Chandón
Una de las compañeras
nos dijo que por favor,
cuando ésta descorchemos
sin disimulo avisemos,
que quiere probar su sabor;
y es que el pasado año
tarde llegó a la escanciada
y como quedó escarmentada
por verse fuera del rebaño
nos avisa de antemano,
que el errar es muy humano.

Y a la hora señalada
el trabajar se dejaba
y se formaba el tumulto
para recibir de la empresa
algo que no es un insulto.
También los del comité
dos botellas repartían
y entre todos compartían
un "ahora sí te invité"
Y en equilibrio llevamos
dos vinos y el aguinaldo:
esto es lo que llamamos
dos tazas, si no quieres caldo.

Y despues, las despedidas,
los "nos vemos", los abrazos,
desear felices fiestas,
que haya cenas sin sablazos
Y un embarazo sorpresa!
Pues confesó una diablesa
al estar juntos, ya todos;
y sin hablar por los codos,
de golpe, nos dió el repaso:
"Señores, llevo retraso".
Seguro que de la confesión
tiene la culpa el Möet Chandón...

Y ahora, estoy de fiesta.
Y la vuelta el dos de enero.
Pero ahora, lo primero,
es echarme una gran siesta.
Que tiempo tendré esta semana
de no irme pronto a la cama
con angustias laborales.
Y que estos días finales
nos sirvan de cuartelillo.
Tras descansar un poquillo
volveremos a los anales
del trabajo día a día
y de asuntos sindicales.

Sirva este verso mal hecho
como sincero homenaje
a todos aquellos seres
con los que comparto techo
en las horas de trabajo.
Sin censuras por linaje,
estemos arriba o abajo,
o usando caros enseres,
que se dé por aludido
todo aquel que ha sonreido
por lo bajinis, consciente,
cuando tras esto leer,
sepa que ha estado presente
en mi mente, al componer
este soneto eficiente.

Señores, se lo merezcan o no, que pasen muy buenos días.




3 Comments:

  • At 23/12/07 17:32, Anonymous Anónimo said…

    tienes demasiado tiempo libre... :)

    mi blog no funciona, no me reconoce asi que no puedo escribir o modificarlo. pero sigo aqui, y sigo leyendote cada dia aunq no te escriba.
    felices fiestas guapo, que seas muy feliz

    un beso enorme

    Eva

     
  • At 23/12/07 20:26, Anonymous Nanny-Ogg said…

    Que disfrute usted de estos días navideños (a mí tampoco me tocó el gordo) :)

    Besos

     
  • At 26/12/07 19:09, Blogger Soundtrack said…

    Eva!! Holaaaa... Si realmente tuviera demasiado tiempo libre, escribiría algo mas elaborado, no esta obra que podría firmar un Jose Luis Moreno cualquiera :))

    Pues nada, aguardamos su retorno a este mundillo ;-)

    Nanny, mal de tontos, consuelo de muchos. Otro año será :-P

     

Publicar un comentario

<< Home